¿Un fariseo en mí? El orgullo religioso

Recuerdo a un joven pastor decir “todos tenemos un fariseito dentro de nosotros” y estoy muy de acuerdo con él.

En lo personal sé que en mí no hay solo uno, hay varios rasgos de fariseísmo…

Pero…

¿Es suficiente con identificarlo?

¿Qué cosas y ajustes necesito hacer en mi vida para ir eliminando esas pequeñas zorras?

¿Cómo puedo cuidar mi corazón?

Las respuestas a estas interrogantes queda en nosotros, en intimidad con Dios, responderlas.  Haga lo que sea necesario por su vida espiritual.  Tenemos el ejemplo de John Piper que recientemente, -en una actitud muy poco vista en los líderes religiosos- solicitó un sabático para recuperarse espiritualmente.  Necesitamos enterrar nuestro orgullo para que Dios pueda transformarnos.

Comparto con ustedes  esta predicación del pastor Samuel Nina “El orgullo Religioso” dando click en este mismo enlace.    

Archivos relacionados:

Debilidades y Fortalezas

4 comments

  1. Muy propicio el tema (como tantos otros que acusan el corazón actual de muchos “Cristianos”). Es necesario hacer una retrospectiva y autoanálisis, con objeto de dejar fuera todo orgullo o altivez y permitir que esa bendita Humildad evidenciada en Jesús, sea proyectada en nuestras vidas. Hoy día nos corresponde (apremiantemente) dejar morir nuestro yo(ego), negarnos a nosotros mísmos y tomar real y efectivamente la cruz del Señor y seguirle al El y su ejemplo. ¡¡ Mil Bendiciones, desde éste cálido terruño venezolano !! Ah, y por supuesto gracias por el Correo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s